Argentina, En los medios

López Anadón: “La eficiencia energética puede ser la fuente más barata de nueva energía”

2 Oct , 2015  

En un artículo publicado en el diario El Cronista, el presidente del Instituto Argentino del Petróleo y el Gas explica como usar estrictamente la energía necesaria es la forma de abaratar la nueva energía. “Si la utilizamos inteligentemente y la administramos sin derrochar, puede proveer tanta energía como para poder compensar las importaciones que la Argentina actualmente afronta“, asegura el ejecutivo. Concluye con que “una matriz energética basada en energías más limpias y nuevas generaciones conscientes de la importancia de preservar la energía, pueden ser la mejor ecuación posible mientras la demanda energética mundial no deja de crecer“.

Texto completo de la nota del diario El Cronista

La eficiencia energética puede ser la fuente más barata de nueva energía

Por Ernesto López Anadón, presidente del IAPG

Inauguramos la décima edición de Argentina Oil& Gas Expo organizada por el IAPG en el Predio La Rural, el mayor evento de la industria realizado en la región, junto con el 2o Congreso Latinoamericano y del Caribe de Perforación, Terminación, Reparación y Servicio de Pozos.

Esta muestra y el Congreso darán la magnitud de lo que significa la Industria de los Hidrocarburos en el país-que conforman el 86% de la matriz energética argentina- tanto en lo que se refiere a las empresas que la componen y a su diversidad como a la alta tecnología que emplean para llevar a cabo sus operaciones.

Queremos, ante ello, hacer una reflexión sobre un tema sobre el cual el Instituto ha estado predicando hace mucho tiempo: el uso eficiente y racional de la energía.

En efecto, podemos afirmar que conservar, o sea usar sólo lo estrictamente necesario, y manejar con eficiencia la energía -es decir: lo que usemos, usémoslo eficientemente- puede ser la fuente más barata de nueva energía: si la utilizamos inteligentemente y la administramos sin derrochar, puede proveer tanta energía como para poder compensar las importaciones que la Argentina actualmente afronta.

El consumo energético y la intensidad energética han aumentado en el país, lo que requiere de más energía para poder satisfacer la demanda. Si bien la industria busca aumentar su producción, el uso racional y eficiente ayudaría mucho para que las curvas de oferta y demanda converjan.

El cuidar los recursos naturales disponibles con un criterio de racionalidad y eficiencia, no solo ayuda a preservarlos sino que también contribuye en mucho a reducir la emisión de gases de efecto invernadero y sus consecuencias sobre el cambio climático. Y como todo esto parte de la concientización de los ciudadanos, el IAPG no es ajeno a esta realidad; por ello, llevamos años con el Programa del Uso Racional de la Energía, PUREE, que impartimos gratuitamente en las escuelas primarias, porque estamos convencidos de que cuanto antes comiencen los niños a aprender a cuidar la energía, antes comenzarán a ejercer una influencia positiva en sus respectivos entornos familiares y sociales.
Y esta preocupación por preservar la energía no es sólo nuestra: acabamos de ver su influencia en junio último, en la importante Conferencia Mundial del Gas WGC2015 organizada por la Unión Internacional del Gas (IGU) en París, que en 2009 se realizó en nuestro país.
La conferencia y exposición hicieron foco en la actualidad del sector, y en las previsiones para el futuro del gas, siempre en el marco del crecimiento sustentable, que fue clave en todo el encuentro, no en vano el lema de esta edición fue ‘Creciendo juntos hacia un planeta amigable’.

Allí se destacó el creciente papel del gas en un mercado mundial donde compite contra un carbón más barato (si bien más contaminante) y ayuda a una mayor inserción de la generación con recursos renovables cuyos costos si bien hoy más altos son cada día más accesibles.

Nuestro país cuenta con grandes recursos de gas, sobre todo en lo que denominamos shale y tight gas, lo que fue mencionado por numerosos expositores en dicha conferencia.

El poder mantener la participación del gas en nuestra matriz, combinado con su uso racional y eficiente, junto con la progresiva incorporación de generación eléctrica a partir de fuentes renovables, hará que nuestro país contribuya activamente en la reducción de emisiones a la atmósfera, a la vez que se encontrará en inmejorables condiciones de continuar suministrando energía sustentable a sus ciudadanos.

Una matriz energética basada en energías más limpias y nuevas generaciones conscientes de la importancia de preservar la energía, pueden ser la mejor ecuación posible mientras la demanda energética mundial no deja de crecer.

 


Últimos Tweets