Argentina

Eleccion clave en el MPN: ganó la postura que sintoniza con YPF

1 Dic , 2014
SILVIA NUÑEZ (ESPECIAL DESDE NEUQUÉN)  

El Movimiento Popular Neuquino (MPN) eligió al candidato del gobernador Jorge Sapag y actual ministro de Hacienda, Omar Gutiérrez, como el hombre que representará a ese partido en las elecciones provinciales, que ya se confirmó, serán en mayo del 2015.

Durante toda la campaña y aún conocidos los resultados, el eje de los mensajes pasó por “Vaca Muerta”, fue transversal a las riquezas hidrocarburíferas y a la relación entre Provincia y Nación. Y no es para menos: en la otra vereda estaban parados el ex gobernador Jorge Sobisch y el titular del Sindicato del Petróleo y Gas Privado, actual senador, Guillermo Pereyra. Por lo tanto, la primera lectura de estas elecciones indica que se mantendría el modelo neuquino que busca conciliar con el gobierno nacional y por ende, sintoniza con YPF. Sin embargo, las primeras piezas que se moverán en el escenario petrolero, revelarán signos inmediatos de estas elecciones.

Escrutinio

Poco más de dos horas había transcurrido desde el cierre de los comicios, cuando el candidato de la lista Azul y Blanca, el ex gobernador Jorge Sobisch –custodiado por Pereyra- reconoció la derrota en conferencia de prensa. “Vamos a acompañar porque estamos dentro del MPN y vamos a seguir dentro del MPN”, afirmó. Pese al tono, no intentó apaciguar: denunció la compra de votos y puso en duda la situación del MPN en las próximas elecciones para gobernador por lo que consideró, hubo un escaso nivel de votantes. Se estimó una participación cercana al 25 y 30%, sobre un padrón que incluyó unos 104.111 afiliados del MPN y 282.238 independientes.

A su lado, el senador Pereyra siguió en la misma sintonía, esa en la cual los gestos y las palabras parecían divorciados: “el que gana gobierna y el que pierde acompaña. Mi relación y mi trabajo en el Senado está clarísimo, nunca tuve hasta ahora una orden del gobierno provincial y no la voy a aceptar, porque a mí me eligió el pueblo de Neuquén”.

Desde el bunker oficialista, el flamante candidato a gobernador del MPN, Omar Gutiérrez (quien irá secundado por Rolando Figueroa, intendente de Chos Malal) mantuvo la misma postura que tuvo durante la campaña. Descartó responder cualquier agravio, agradeció el trabajo y acompañamiento de los militantes y consideró que “de la mano del MPN, ganó todo Neuquén”. También destacó que el propio Pereyra puso a disposición “la logística y estructura gremial y política de su sector”, para llevar adelante el proyecto. Según estimó el ganador (cuya lista era la Azul) la diferencia entre ambas fue de un 12% y un 15%, copando las principales ciudades neuquinas.

El día después

Lo cierto es que mientras el MPN comienza a reacomodarse puertas adentro, estas elecciones tienen la trascendencia de un partido que gobierna hace 50 años, y nada menos que en una provincia en la cual se define buena parte de la agenda petrolera nacional. A partir de ahora, comenzarán a moverse las piezas, dentro y fuera del MPN.

Por lo pronto, ya hay algunos anuncios. El propio Guillermo Pereyra reveló que a partir del martes, en el Senado, pasará a integrar el interbloque del peronismo federal. “Son distintos bloques, donde podemos trabajar pero sin perder la identidad”, aclaró.

También el martes, el gobernador Jorge Sapag -quien votó en San Martín de los Andes de donde es oriundo- asistirá a una nueva reunión de la Organización Federal de Provincias Productoras de Hidrocarburos (Ofephi).

“La idea es defender el precio interno del petróleo, es un tema coyuntural. Este año y los últimos años en realidad, como provincias productoras fuimos generosas y transferimos enormes ingresos al sector consumidor -fundamentalmente a los consumidores- para sostener la economía nacional. Fuimos generosos con el bolsillo de cada argentino, mientras hubo un precio internacional para el petróleo que llegó hasta los 150 dólares”, manifestó Sapag.

En ese escenario, planteó que “si los Estados productores ante los momentos difíciles fuimos generosos con la República, ahora que las provincias atravesamos momentos difíciles, con la posibilidad que baje el precio del petróleo, las provincias queremos que se sostenga este precio interno para el petróleo, que está en el orden de los 83 dólares”.

Y en ese marco aprovechó el mandatario para destacar las inversiones petroleras que anunciaron en los últimos días Shell y Total, en Neuquén: “La empresa Shell tiene previsto invertir en Neuquén 250 millones de dólares, con la estatal Gas y Petróleo del Neuquén (G&P Nqn) como socia; e igual inversión confirmó la compañía Total de Francia por otros 300 millones de pesos”. En cuanto a su futuro, aventuró: “Creo que se viene un año de trabajo intenso y luego, en 2016, me lo imagino como un año de mucha paz y tranquilidad. Me imagino dando una mano, aportando la experiencia adquirida, asesorando; ayudando a que Neuquén progrese y la provincia vaya para adelante en un marco de paz social”, dijo.

Y ese es el concepto clave que la actual gestión del MPN pretendió diferenciar en las urnas: paz social. “Las grandes empresas del rubro no piensan sólo en el 2014 o 2015 sino que toman sus decisiones pensando en negocios del petróleo y del gas a mediano y largo plazo. Las empresas siguen tomando sus decisiones y apuestan a la provincia”, cerró Sapag.

 

, , ,


Últimos Tweets